El ascenso del Real Jaén tendrá que esperar

Mario Martos celebraba el primer tanto | Foto @Bestphotosoccer

Pedro Expósito.- El Real Jaén CF no pudo conseguir el ascenso directo a Segunda División B pese a ganar al Racing de Ferrol en el partido de vuelta de la ronda de campeones. Los de Germán Crespo lo dieron todo, ganaron el encuentro pero encajaron un tanto que los manda a la segunda fase de estos durísimos playoff por estar la temporada que viene en la categoría de bronce.

Por dos a uno venció el conjunto blanco en un Nuevo La Victoria que presentó un ambiente maravilloso. Unas 10.000 personas abarrotaron el estadio jiennense, con un gran número de desplazados desde El Ferrol. Ese partido lo tenía ya ganado de ante mano un Real Jaén que, sin prisa pero sin pausa, salió enchufado y con las ideas más que claras.

Necesitaba un tanto para igualar la eliminatoria y, pese a que tardó en llegar y lo había merecido mucho antes, éste subiría al marcador instantes antes de llegarse al descanso. Antonio López, de nuevo imperial en el área, era el autor de ese tanto que hacía soñar a la victoria. Antes el Real Jaén ya había sufrido su segundo gol anulado en esta eliminatoria.

“Dios estaba de nuestro lado, pero el árbitro era francés” digo en su día Hristo Stoichkov, saquen ustedes sus propias conclusiones.

Mazazo para el Racing de Ferrol que entraba en la caseta de vestuarios un tanto tocado por ese gol postrero que hacía que los cuarenta y cinco minutos restantes fueran toda una guerra en el que un error podía costar el ascenso. Y fue eso, una imprecisión en la zaga jiennense lo que provocó que Joselu, sobre la hora de juego hiciera el gol que lo cambiaba todo.

Era el uno a uno que daba crédito a la idea, algo más atrevida de los ferrolanos tras pasar por el descanso. El Real Jaén, fiel a su estilo, seguía tratando de acaparar la bola y generar su fútbol, consciente de que ahora eran dos los goles que tenía que hacer para conseguir el ascenso sin embargo esta premisa se vio abocada al “jugar más con el corazón que con la cabeza”.

Por inercia y necesidad el Real Jaén se echó arriba, descuidó un tanto su aparato defensivo y apunto estoy de costarle un disgusto más grande, y llegaba al final del partido desfondado. Fue entonces cuando Fran Hernández, de libre directo, anotaba para el dos a uno. Una alegría que duró exactamente un suspiro ya que no habría tiempo para más. El colegiado pitaba el final y la mezcla entre alegría y decepción era patente.

No obstante el Real Jaén seguirá en la pelea por el ascenso y este mismo lunes sabrá qué rival, que tiene que ser un cuarto o en su defecto un tercero posicionado en liga de los que siguen vivos, será con el que se las tenga que ver estos dos próximos fines de semana para tratar de ascender por el camino largo.

Advertisements
Anuncios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.