Pedro Beda sostiene las ilusiones del Real Jaén

Pedro Expósito.- El Real Jaén sigue vivo. Es la conclusión a la que se llega tras disputarse la ida de la primera ronda del playoff de ascenso a Segunda División B que llevó al UD Socuéllamos hasta el Nuevo La Victoria. In extremis, Pedro Beda igualaba a uno un partido muy complicado en el que desde los primeros minutos fueron por detrás.

Pedro Beda se convirtió en el héroe del choque | @Bestphotosoccer

En una tarde que no pasará a la historia por la brillantez del fútbol visto por los alrededor de cinco mil espectadores que poblaron las gradas del feudo blanco. Sí lo hará por lo que sufrió la afición de un Real Jaén que en frente vio el potencial de un Socuéllamos que no especuló un ápice. Fue a por el partido desde el principio y así llegó su primer tanto, a los cinco minutos de juego.

Totalmente volcado en ataque el conjunto manchego disfrutaría de una falta lateral que Christian Toboso lograba cabecear al fondo de la portería de Arellano. Un tanto que no derrumbó al Real Jaén y sí lo espoleó. Migue Montes a punto estuvo de lograr el empate pero por poco no llegó a conectar un balón a la red. Pico y Pedro Beda también pudieron tener y no tuvieron mejor suerte en sendas acciones de peligro.

Partido roto, ambos equipos queriendo el dominio y un Real Jaén que no encontraba el camino a la portería pese a merecer un tanto, que pudo llegar de penalti sobre Migue Montes que finalmente el colegiado no estimó señalar. Tendría otra el delantero jiennense pero, al no esperar el balón, no pudo precisar en el disparo.

En la segunda mitad el Real Jaén estaba obligado a dar más pero fue el Socuéllamos el que antes logró acercarse a la meta rival. Con ventaja y poder de gestión el equipo manchego se llegó a encontrar más cómodo ante el conjunto blanco, que tornó su fútbol de cabeza a corazón, algo que no sorprendió a los visitantes.

Agotó los cambios Tébar, que dio entrada a Armenteros, Luizinho y Mario Martos en busca de encontrar el tesoro del gol pero era el Socuéllamos el que ya dominaba y marcaba el ritmo. Se estaba marcando el Real Jaén una segunda parte para olvidar. La presión de ir por detrás limitó mucho a los blancos.

Pero cuando menos lo mereció apareció el salvador. Pedro Beda conectaba un la testa un certero centro de Higinio Vilches que hizo que en el minuto noventa y dos muchos corazones volvieran a latir. Un grito: “sí se puede” y la ilusión de nuevo al ciento por ciento. Socuéllamos dirá si la aventura continúa o no.

 

 

Advertisements

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos
Responsable Pedro Manuel Jándula Expósito +info...
Finalidad Gestionar y moderar tus comentarios. +info...
Legitimación Consentimiento del interesado. +info...
Destinatarios Automattic Inc., EEUU para filtrar el spam. +info...
Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicional Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.